viernes, 28 de marzo de 2014

Nace una nueva publicación para la intervención educativa en el alumnado con TDAH

Germinada dentro ‪del Seminario de actuaciones educativas con alumnos TDAH‬ en Murcia, y realizada por un ‪Equipo‬ de ‪Orientación Educativa‬ ‪Específico de Dificultades del Aprendizaje‬ (ESO y EOEPs DEA)‪ para mejorar la atención educativa y psicopedagógica de este alumnado‬ de‪ Secundaria‬.


jueves, 13 de febrero de 2014

I JORNADAS DE PUERTAS ABIERTAS



El próximo sábado 8 de marzo, celebramos nuestra I Jornadas de Puertas Abiertas en nuestras instalaciones de Tomares.

Contaremos con la participación del ilustrador Enrique Quevedo, artista participante de la exposición "Seré tu voz, seré tu luz", en la realización de un taller piloto de pintura creativa.

Estas jornadas están dirigidas a niños con TEA y TDAH de edades comprendidas entre los 6-8 años y 9-12 años.

Para más información:

centrologos@gmail.com             http://centro-logos.wix.com/centro-logos

954 157 232
638 962 423
651 556 343

ESTRENAMOS WEB

Desde hoy estrenamos web, donde iremos publicando nuevos recursos, material didáctico, manuales, videos y actualidad sobre TDAH, TEA y TEL.



Introducimos como novedad TALLERES DE ACTIVIDADES y FORMACIÓN para estudiantes y profesionales del ámbito de la educación, la psicología educativa y la logopedia.



Así mismo, disponemos de un formulario para realizar prácticas formativas en el centro.



Visítanos en http://centro-logos.wix.com/centro-logos








miércoles, 28 de noviembre de 2012

¿Qué es el Trastorno Especíifico del Lenguaje?

¿Qué es el TEL?
Trastorno especí­fico del lenguaje (TEL) es la denominación que se da a las dificultades de lenguaje observadas en niños con un desarrollo tí­pico en todas las demás funciones psicológicas y con una educación normal, al menos en el momento de su identificación (3-4 años); después, debido precisamente a este trastorno, se pueden alterar en cierta medida dichas funciones y se pueden modificar los hábitos educativos del entorno más cercano.Tampoco es debido el TEL a deficiencias sensoriales. El atributo de _especí­fico_ trata de describir esta situación. La expresión TEL es una mala traducción de la expresión inglesa _specific language impairment_, en la que la última palabra significa simplemente limitación, no trastorno (_disorder_ en inglés). Este error, ya irresoluble, es lo que ha conferido a la expresión española (y portuguesa) un tinte dramático que no se compagina bien con las formas leves del TEL (trastorno de programación fonológica, por ejemplo, identificable con el tradicional retraso de lenguaje).

¿Es lo mismo Trastorno Específico del Lenguaje que Disfasia o que Retraso de Lenguaje?

Todos los niños con TEL han experimentado un retraso significativo y evidenciable a los 2 años en la adquisición del primer vocabulario. Así­ pues, el TEL se manifiesta inicialmente como un retraso. Las personas que rodean al niño van ajustando su lenguaje a las posibilidades lingüí­sticas del niño con TEL, y éste desarrolla a su vez mecanismos compensatorios que le sirven para comunicarse con la herramienta deficiente que tiene (su lenguaje). Esta dinámica va resultando en lo que se denomina TEL. La expresión retraso de lenguaje parece querer rebajar el dramatismo que emana de TEL, y poner de manifiesto que la recuperación es fácil, e incluso espontánea, y que la dimensión afectada es sólo la fonológica. A veces se ha añadido a la palabra retraso el atributo de simple, aunque no haya nada simple en un retraso que se prolonga durante años. (En este sentido, ¿cuánto tiempo se llama retraso a un retraso?) Y el término de disfasia se reservó para aquellas dificultades de lenguaje que presentaban más resistencia a la intervención. Actualmente, sin embargo, este término se aplica a deficiencias de lenguaje consecuentes a daño cerebral o a condiciones cromosómicas y genéticas peculiares. El lenguaje de un niño con sí­ndrome de Down es una disfasia, por ejemplo. En conclusión, el TEL incluye las dificultades de lenguaje que se denominaban retraso del lenguaje y disfasia. Todas estas dificultades comparten las caracterí­sticas del TEL. Y ésta es la etiqueta diagnóstica que tiene una mayor aceptación internacional en el ámbito cientí­fico y en el de la práctica logopédica. Sin embargo, es evidente que el TEL, entonces, muestra una heterogeneidad considerable y que debe, por tanto, diferenciarse formas distintas dentro de él.

¿Hasta cuándo hay que esperar para tratar el TEL?

No se debe esperar. La idea de que hasta los 4 ó 5 años no es conveniente intervenir en este trastorno es errónea. Lo mismo que la idea, transmitida frecuentemente en las escuelas, en los departamentos de orientación y en las consultas pediátricas, de que ya se le pasará. Si el desarrollo del lenguaje ha empezado con dificultades y no se modifican las condiciones en las que este desarrollo se está produciendo, no parece razonable esperar un cambio significativo en un tiempo aceptable para los padres y para las demandas escolares. Debe intervenirse desde el principio; en concreto desde que se detecta un inicio tardí­o. Tras la necesaria evaluación, debe enseñarse a los padres a poner en práctica estrategias que van a favorecer el desarrollo del lenguaje. Y, si el niño está ya escolarizado, los profesores deben ser agentes esenciales de la estimulación del lenguaje de ese niño. La enseñanza de estas estrategias a padres y profesores debe hacerse explí­citamente, y los resultados deben ser evaluados regularmente, para modificar, en su caso, las formas de intervenir. Existe una buena cantidad de investigaciones que muestran qué estrategias son eficaces.

¿Cuáles son las causas?

Se conoce aún muy poco en relación a las causas del TEL. Los datos más interesantes procedentes de la investigación hacen referencia a limitaciones en la capacidad para identificar los sonidos de los que consta el habla. Si se tiene en cuenta la velocidad a la que una persona tí­pica habla (6 sí­labas por segundo, aproximadamente; es decir, de 10 a 20 sonidos por segundo), y que unos sonidos influyen a los adyacentes modificándolos, y que esta cadena de sonidos es lo que oye un niño desde que nace, y que de ella tiene que aprender a hablar, no es extraño que una pequeña limitación en la capacidad para aislar, identificar y memorizar estos sonidos y el orden en el que son emitidos tenga un efecto determinante en la adquisición de las primeras palabras. Tras esta primera dificultad, otras palabras con poca relevancia perceptiva (como la mayorí­a de las palabras necesarias para organizar las oraciones: preposiciones, conjunciones), que no se acentúan, van a ser más vulnerables a esta limitación, con lo que tampoco la sintaxis se va a desarrollar normalmente. Esto obliga al niño con TEL a poner en marcha mecanismos compensatorios para lograr el éxito comunicativo en sus interacciones, que pueden dar a su lenguaje carácter de trastorno, de desviación respecto de lo que es tí­pico. Esta capacidad limitada para manejar segmentos breves de la cadena hablada parece estar presente en el niño desde el nacimiento; por lo tanto, puede hablarse de herencia. Los estudios llevados a cabo en este terreno son aún pocos y restringidos a la genética poblacional. Falta dar el paso a estudios de genética molecular. Pero, en cualquier caso, hay evidencias de que es un trastorno que se hereda; en un 50-70% de los niños con TEL se han encontrado antecedentes familiares con dificultades similares. Probablemente se trate de una herencia poligénica multifactorial.

¿Los niños que tardan en empezar a hablar son niños con TEL?

Trastorno especí­fico del lenguaje (TEL) es la denominación que se da a las dificultades de lenguaje observadas en niños con un desarrollo tí­pico en todas las demás funciones psicológicas y con una educación normal, al menos en el momento de su identificación (3-4 años); después, debido precisamente a este trastorno, se pueden alterar en cierta medida dichas funciones y se pueden modificar los hábitos educativos del entorno más cercano.Tampoco es debido el TEL a deficiencias sensoriales. El atributo de _especí­fico_ trata de describir esta situación. La expresión TEL es una mala traducción de la expresión inglesa _specific language impairment_, en la que la última palabra significa simplemente limitación, no trastorno (_disorder_ en inglés). Este error, ya irresoluble, es lo que ha conferido a la expresión española (y portuguesa) un tinte dramático que no se compagina bien con las formas leves del TEL (trastorno de programación fonológica, por ejemplo, identificable con el tradicional retraso de lenguaje).

miércoles, 21 de noviembre de 2012

Cuentos para niños TDAH

La web trastornohiperactividad, ha incluído en su sección "Cuentos" una material interesante para trabajar con niños tdah.

Se trata de una serie de cuentos que se desarrollan en diferentes situaciones y que tienen como protagonistas unos peculiares personajes con los que los niños pueden identificarse.


Trasto,
un campeón en la familia

Ver | Descargar en PDF

              Pincho
                              se va de vacaciones

Ver | Descargar en PDF

Luna
destaca en el colegio

Ver | Descargar en PDF

 

             Fosforete,
                        un amigo muy especial

Ver | Descargar en PDF

lunes, 22 de octubre de 2012

DIFICULTADES DE APRENDIZAJE. ¿QUÉ SON?

Hoy en día es frecuente oír hablar de dificultades de aprendizaje. Todos tenemos algún familiar, amigo o conocido que presente este problema pero, ¿qué son exactamente las dificultades de aprendizaje (DA)?
Definimos DA como un conjunto de trastornos que se caracterizan por un rendimiento en lenguaje, lectura, escritura o cálculo por debajo de los esperado para su edad y curso. Si se realiza una intervención con los recursos y estrategias apropiadas, estos problemas pueden superarse.
Estas dificultades suelen tener su base en algunos procesos psicológicos básicos como atención, memoria, percepción, lenguaje, capacidad de autorregular los procesos mentales; así como factores emocionales y motivacionales. Aunque en algunos casos puede existir cierta heredabilidad de padres a hijos, el ambiente es un factor determinante. El estilo de crianza de los padres, el nivel de exigencia o el tipo de estimulación, son algunos de los elementos ambientales, sobre los cuales una intervención puede ser positiva de cara a la búsqueda de una mejoría.
Los niños que presentan DA son un grupo heterogéneo. No todos muestran las mismas características. Asimismo, las dificultades no se muestran en las mismas áreas. Los sistemas de clasificación actuales diferencian entre dificultades en el área lectora (dislexia), área de escritura (disgrafia) y en las habilidades matemáticas (discalculia).
Este tipo de dificultades afecta a entre 15 y 20 de cada 100 niños, presentándose con más frecuencia en varones. La mayor parte acude a consulta entre los 6 y los 8 años, derivados por los profesores, cuando las dificultades ya están consolidadas. Sin embargo, existen algunos indicadores que nos pueden ayudar a detectar las DA en su origen (fallos en atención, memoria, percepción, errores de pronunciación, problemas para repetir palabras largas, etc.). Además hay factores de riesgo que aumentan la probabilidad de aparición de estos problemas (bajo peso al nacer, edad gestacional inferior a las 36 semanas, antecedentes familiares de DA o trastornos del lenguaje, retraso en la adquisición de las primeras palabras entre otros).
Por lo tanto, resulta clave el diagnóstico precoz de los DA. Está comprobado que una detección tardía o una falta de intervención, puede originar que estos niños y adolescentes presenten en el futuro fracaso escolar, problemas emocionales, conductuales y de adaptación.
 
Virginia Montero Parras
Psicóloga
EQUIPO ILD PSICOLOGÍA
 
Fuente: Artículo extraído de la web de ILD.

martes, 4 de septiembre de 2012

¡Ya estamos de vuelta!

Reanudamos la temporada en Centro LOGOS.

Sala de Espera

Sala de Espera

Sala de Espera

Sala I (Intervenciones TEA)

Sala I

Sala I

Pasillo

Pasillo

Sala II (Intervenciones Logopedia)

Sala II

Sala II

Sala III (Intervenciones Psicológicas y Pedagógicas)

Sala IV (Intervenciones Psicológicas)

Sala IV

Sala IV

Sala V (Intervenciones Psicológicas y Pedagógicas)

Sala V
Sala V


Cámara de Gesell I

Cámara de Gesell II


jueves, 16 de agosto de 2012